The Hero King – Capítulo 28

CAPÍTULO 28 – INGLIS, 12 AÑOS (16)

El trío navegó por Ymir de noche y llegó a las murallas más exteriores de la ciudad.

Como era tan tarde en la noche que la puerta había sido cerrada por el día, decidieron escalar las murallas y saltar hacia abajo.

Eris no tuvo problemas para seguir el ritmo de Inglis, sin embargo, Rafinha se estaba quedando atrás de ellas dos por razones obvias. Inglis había decidido llevarla a cuestas a mitad de camino.

“… ¡Todavía está bien!”

La bestia-Rahal estaba luchando por ponerse de pie y avanzando lentamente hacia las murallas de la ciudad, tambaleándose con un daño mínimo.

“Qué tenaz. A pesar de que Glis y Eris lo habían pateado tan fuerte…”

“Yo no. Es sobre todo ella. Realmente ridículo.”

“¡Wah! ¡Eres genial, Glis! Estás siendo elogiada por una Menace Hyrule.”

“Fufufu. Dejando eso de lado, los ataques normales no tendrán ningún efecto sobre las Bestias de Piedra Mágica.”

“No, eso no cuenta como un ataque “normal”, considerando la cantidad de poder que tenía. Quiero decir, mira lo lejos que llegó.”

“Sí. Pero no se trata de poder, después de todo.”

Como había adivinado, las Bestias de Piedra Mágica no sufrirían mucho daño cuando fueran atacadas con medios normales, incluso si cayeran desde una gran altura.

Para derrotarlos, necesitaban un poder similar al que proporciona un Artefacto.

Inglis podría probar su técnica Ether Armor, una en la que se vistió con una ola de éter condensado, pero esa era una técnica de tipo barrera que mejoraba su defensa y sus habilidades físicas, no del tipo que se usa para los ataques de éter.

Si bien las Bestias de piedra mágica débiles se podían tratar con Ether Armor, la Bestia de piedra mágica en la que Rahal se había transformado era bastante formidable. Las heridas de la bestia variaron, pero ninguna fue fatal.

Necesitaban un ataque que fuera más poderoso y letal.

“Eris, ¿esta bestia-Rahal sería similar en fuerza a un Prisma?”

“…No. Quiero decir, creo que esto es bastante fuerte pero, honestamente, ni siquiera se pueden comparar. Es como comparar a un niño con un adulto.”

“Ya veo. Entonces, si mi ataque no puede derribarlo, significaría que ni siquiera podré arañar a un Prisma. Déjame intentarlo. Rani, por favor, cuida de mí.”

Inglis estaba solo frente a la Bestia de Piedra Mágica que se acercaba.

Ella tomó una postura con la mano derecha extendida, la palma hacia el enemigo.

Frente a su palma, un vórtice de luz apareció y convergió.

El éter condensado despertó el flujo de aire.

El cabello largo y plateado de Inglis se balanceaba enormemente.

Las deslumbrantes motas giratorias se fusionaron en un gigantesco cúmulo de luz.

Su tamaño era enorme, como si pudiera tragarse la totalidad de la bestia-Rahal.

Esta técnica era Ether Strike1, la que había logrado unos meses después de su nacimiento.

Sin embargo, habían pasado 12 años desde entonces e Inglis nunca había dejado de entrenar. Su potencia de fuego era innegablemente más fuerte de lo que solía ser.

¡Es una buena oportunidad para ver con mis propios ojos lo fuerte que me he vuelto!

“INNGGGLLIIIIISSSSSS !!!”

Tan pronto como reconoció la figura de Inglis, la bestia-Rahal se puso en pie de un salto y corrió hacia ella.

“Señor Rahal… ¡Adiós!”

Inglis desató el Ether Strike.

¡BOOOoOoOOOOOOOOoooooooooomm!

La bola de luz más grande que nunca se precipitó hacia adelante, dejando una grieta larga y profunda en el suelo a medida que pasaba.

Envolvió por completo todo el cuerpo de la bestia y todo lo que la rodeaba.

En un abrir y cerrar de ojos, la bestia se disipó en cenizas blancas puras.

Mientras que la bestia-Rahal era robusta y dura, la bola de luz era tan poderosa que era como si la existencia de Rahal no fuera más que una bocanada de humo.

Y así, como si no hubiera nada en su camino, la bola de luz continuó tallando el suelo hasta desaparecer más allá del horizonte.

“¡Increíble!”

“¡Ese es mi Glis! ¡Lo mataste!”

Eris murmuró en mudo asombro mientras Rafinha saltaba de alegría.

“Uf. Eso me ha costado mucho.”

Como era de esperar, había usado demasiado Ether. Una sensación de fatiga se apoderó de su cuerpo de repente.

Ella se tambaleó y cayó sobre su trasero.

Todavía le faltaba disciplina y resistencia, pero su cuerpo todavía estaba en su fase de crecimiento, después de todo.

“¡Glis!”

“¿Estás bien?”

Rafinha y Eris corrieron hacia ella.

“Rani… lo que dijiste en ese entonces, era cierto, ¿eh?”

Inglis le dijo a Rafinha, una sonrisa adornando su rostro.

“¿Hm? ¿Qué dije?”

“Sobre el deseo hacia Highland. La batalla de hoy fue bastante dura. Tuve la oportunidad de luchar contra varias personas.”

“Caray, eso es todo lo que tienes en mente. Por eso no quería que el deseo de Glis se haga realidad, ya que será una gran emergencia…”

“Ja ja. Bueno, el deseo tiene que ser parejo, ya sabes. Aunque, es cierto que se ha convertido en todo un incidente… Esa parte me duele mucho en la conciencia.”

“Bueno, para ser justos, si no fuera por ti, las cosas habrían salido terriblemente mal. Me habrían secuestrado y llevado a la Brigada de la Cadena Sangre de Hierro y esa Bestia de Piedra Mágica habría hecho estragos en la ciudad sin que nadie lo detuviera. Solo digo que este no es el peor de los casos.”

Dijo Eris, tratando de ver el lado positivo de las cosas.

“Escucharte decir eso alivia mi corazón.”

“Una vez que regrese a la capital, informaré que todo esto fue obra de Leon, que nos traicionó para unirse a la Brigada de la Cadena de Sangre de Hierro. Trabajaré con Rafael para encontrar la manera de que ninguno de sus nombres aparezca, así que tenga la seguridad. Sin embargo, tómalo con un grano de sal.”

“¡Gracias de antemano! Además, si se omite mi participación, entonces… eso significa que fuiste tú quien repelió a la bestia, Eris.”

“Bueno, si eso es lo que querías, así será. Pero, me debes una, ¿me oyes? Un día vendré a cobrarlo”

Con una sonrisa boba, Eris tendió la mano a Inglis.

“Si. Entiendo.”

Tomando la mano de la Menace Hyrule2, Inglis se puso de pie.

Luego, mientras revisaba el perímetro, vio al marqués y sus caballeros abriéndose paso en la distancia.

♢♦♢♦♢

A la mañana siguiente. La búsqueda de León se dejó a la gente de Ymir y Eris estaba a punto de regresar a la capital.

Inglis fue a despedirla y le hizo una pregunta que la había estado molestando.

“Disculpe, Eris. ¿Puedo preguntar algo?”

Inglis llamó a Eris, que ya estaba montado en un caballo cuando estaban solos.

“¿Qué es?”

“Durante el banquete nocturno, te enfadaste cuando León nos presentó. ¿Puedo preguntar cuál es la razón?”

Ahora que habían luchado juntos, el uno contra el otro, y algo de tiempo para hablar, Inglis creía que Eris claramente no estaba siendo ella misma en ese momento.

Eris no era una persona con emociones ondulantes.

En todo caso, sentía que tenía un carácter racional y sereno.

“…Perdón. Quizás algún día averigües por qué, pero… no quiero responder. Y si es posible, tampoco quiero que lo sepas.”

“Ya veo. Siento haberme excedido.”

“Está bien. Entonces me voy. Dijiste que querías derrotar a Prisma con tu propia fuerza, ¿verdad? Entonces haz tu mejor esfuerzo, te estoy animando.”

“Si muchas gracias.”

“Hasta luego, entonces.”

“Hasta que nos encontremos de nuevo.”

Al ser despedida con la sonrisa de Inglis, la figura de Eris desapareció gradualmente de la vista de la ciudad fortificada de Ymir.

Fin del capítulo 28

Notas del traductor:
1.- No me acuerdo como lo puse en los primeros capítulos. Pero en español sería “Golpe de éter”
2.- Todavía hay muchas palabras de no sé como ponerlas, pero bueno…

¿Te gustó?

Puedes apoyarme en Patreon

O puedes darle click al siguiente enlace, no te tomará ni 5 minutos en comerte la publicidad.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea tu sitio web con WordPress.com
Empieza ahora
A %d blogueros les gusta esto: